Es el método más utilizado para la impresión, no solo de la publicidad en bolígrafos, sino en cualquier producto promocional de pequeño tamaño. Se puede imprimir con ella sobre superficies planas, curvas e, incluso, irregulares.

La tampografía, además de la impresión sobre artículos promocionales, tiene multitud de aplicaciones en la industria automovilística, de maquinaria, de envases, etc…

VENTAJAS E INCONVENIENTES

Entre sus ventajas figura una gran definición en trazos finos y pequeños y la facilidad y la rapidez de su aplicación. Se puede imprimir con ella sobre superficies planas, curvas e, incluso, irregulares.

Sus inconvenientes son el pequeño tamaño de impresión (aunque hay máquinas especiales para determinadas industrias, generalmente el tamaño máximo de impresión de una máquina tampográfica no excede de 8 x 8 cm.) y su mal comportamiento en diseños con grandes masas de tinta.

LA MÁQUINA TAMPOGRÁFICA

Máquina tampografía de 4 coloresHay máquinas de tampografía manuales, eléctricas y neumáticas. Estas últimas son las habituales en los talleres de impresión de productos promocionales, y se accionan por el aire comprimido proporcionado por un compresor. La base de su funcionamiento es muy sencilla: un tampón de silicona presiona sobre la placa (en la que está grabado nuestro diseño en bajorrelieve) y recoge una huella de tinta que traslada a la pieza a imprimir. Las mejores máquinas, como las que utilizamos en Promología, funcionan con programas digitales que permiten realizar multitud de acciones complejas, como recoger tinta más de una vez, dar más de una tamponada sobre el producto, etc… de forma que un experimentado tampógrafo pueda realizar impresiones perfectas aún en el caso de diseños complejos o dificultosos.

La impresión a más de un color se realiza con un tampón y una placa para cada color; la pieza se mueve para ir recibiendo un color en cada posición.

LA FILMACIÓN

Una vez tenemos el diseño preparado en el ordenador lo enviamos a la filmadora, una máquina que imprime solo en negro sobre un material llamado film. Pueden sustituirse la filmadora por una impresora de inyección o láser, utilizando entonces acetatos en lugar de film, aunque los resultados no son tan buenos.

LAS PLACAS

Son unas planchas metálicas, que se cortan al tamaño adecuado para cada modelo de máquina, con una de sus superficies tratada para se fotosensible. Desde hace pocos años se comercializan también de polímero; aunque son más caras son las que utilizamos en Promología ya que son más ecológicas, más seguras para los trabajadores y dan una calidad de impresión óptima, aunque se deterioran antes que las metálicas en las grandes tiradas y es frecuente que se tenga que cambiar la placa después de 5.000 o 7.000 impresiones.

LA INSOLACIÓN

Se pone el film con nuestro diseño encima de la placa y se introduce en la INSOLADORA, una máquina que produce una fuente de luz especial muy fuerte, capaz de activar la zona fotosensible de la placa. La insoladora crea un vacío que hace que el film quede absolutamente pegado a la placa y se encienden las lámparas durante un tiempo que podemos seleccionar, tras lo que retiramos la placa; podremos ver ya en ella una huella con nuestro diseño.

EL REVELADO

Las placas se introducen luego en un líquido revelador (diferente para placas metálicas o de polímero) durante unos minutos. Luego, las metálicas, se sumergen en un ácido que disuelve el material fotosensible que no recibió la luz, es decir, la zona que tapaba el negro del diseño. Las placas de polímero se sumergen en agua, lo que las hace más seguras y ecológicas.

LA IMPRESIÓN

La placa ya revelada se fija a la máquina. En un depósito especial llamado tintero se pone la tinta adecuada para el material a grabar. Una cuchilla arrastra la tinta por encima de la placa, limpiándola totalmente excepto en el hueco que quedó con el diseño. A continuación el tampón presiona sobre la placa, recoge la huella y la transfiere al bolígrafo publicitario a grabar. Este proceso se hace automáticamente, pudiéndose alcanzar una producción de entre 500 y 1.000 unidades a la hora, dependiendo de la dificultad de la impresión.

Prohibida la reproducción total o parcial sin permiso. © Promología ®

Desarrollado por Hacermiweb